OIT: Avance patronal contra conquistas históricas de los trabajadores

La organización de los trabajadores es la única valla para que no se implementen estas políticas de ajuste

Con el inicio de la segunda semana de deliberaciones de la 104ava. Conferencia Internacional de la OIT, lejos de aplacarse, han recrudecido las diferencias, a veces irreconciliables, entre los empleadores y los representantes sindicales, «poniendo en riesgo la continuidad del organismo tripartito», que intenta consensuar las tensiones en el mundo del trabajo con la participación de los gobiernos, señaló el doctor León Piasek, Director del Departamento Jurídico de la FeTIA y asesor del gremio del Neumático (SUTNA).

Pedro Wasiejko señalaba su preocupación por el avance patronal sobre el derecho de huelga. ? ¿Cómo terminó esta discusión?

Es quizás la principal controversia, sobre la que el sector empleador desde hace años se ha planteado una estrategia que pretende contradecir la interpretación pacífica del Comité de Expertos, que ha dictaminado que el derecho de huelga está comprendido en el Convenio 87 de Libertad Sindical. Esta embestida de los empleadores y algunos gobiernos, ha puesto en riesgo la continuidad del organismo tripartito , peligro que se ha atenuado pero ésa es una sensación compartida en especial por el sector trabajador. Se consensuó no llevar esta controversia a instancias de arbitraje internacional, pero este acuerdo no es compartido por un sector de los trabajadores.

En medio de estas importantes discusiones hubo también algunas denuncias que generaron controversias…

La Comisión más importante es la de aplicación de normas, que trató entre otros las violaciones a los Convenios OIT de varios países, entre ellos los más destacados son los casos de Bolivia, por la legislación que legitima el trabajo de  menores y el de Venezuela, por una denuncia de una Cámara Empresarial.

¿En qué otras cuestiones fundamentales no se ponen de acuerdo?

En la Comisión para la Discusión Recurrente sobre Protección Social (Protección de los Trabajadores), el sector empleador se opone al texto de la Declaración, al punto que es difícil introducir la necesidad de lograr  la aceptación de la existencia de trabajo decente, que en la negociación colectiva es fundamental para la protección social.

Tampoco se quiere incluir la lucha contra las tercerizaciones en los borradores provisorios. El sector empleador insiste en remarcar la necesidad de atender a las situaciones especiales de cada país y pretende que se declare la necesidad de reducir los niveles de protección en las pequeñas y medianas empresas.

El sector empleador insiste en consignar que  a mayor niveles de protección se produce mayor informalidad, como si ésa fuera su causa….

Los empleadores pretenden un mecanismo de revisión de normas, en un clima de desconfianza; en tanto,  el sector trabajador está atento al embate empleador que tiende  a menoscabar la vigencia y alcances? de? las normas internacionales de protección.

¿En cuánto al empleo público?

Los gobiernos aceptaron promover la protección de los trabajadores que garanticen iguales derechos a los empleador públicos y privados.

Mientras que el sector empleador ataca en todas las temáticas la existencia de derechos indiscutidos, derechos humanos al trabajo, a la estabilidad, a la salud y a la vida…

Suena como que pasa el tiempo y los empleadores involucionan….

En mi opinión, compartida por gran parte del sector sindical, esta Conferencia parecería demostrar un enorme avance de los sectores patronales y Gobiernos hacia la derechización: es decir, flexibilización, menores niveles de protección, prohibir o limitar el derecho de huelga. Este año incluso se vuelve a hablar de sectores informales, su necesidad de sindicalizar a este sector. La necesidad de subcontra?ta?ciones en nombre de las innovaciones tecnológicas o de la necesidad de especialización, pretendiendo deslindar responsabilidades de las grandes empresas y grupos económicos.

A pesar de todo, ¿saldrá un documento consensuado?

Se está intentando una Declaración conjunta sobre estos temas fundamentales, que se traban por cuestiones de procedimiento, obstaculización del sector empleador, que dificultan la redacción de este documento. Se la pasan haciendo enmiendas, provocan discusiones sobre temas que forman parte de derechos adquiridos que surgen claramente de las normas y recomendaciones de OIT.

Pretenden ignorar años de luchas del movimiento obrero, con demasiadas víctimas de un solo lado.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.