correayestevez

En la Conferencia Mundial de IndustriALL Global Union para el Sector de la Energía, realizada los primeros días de abril, estuvieron presentes los compañeros Marcelo Estévez y José Correa, dirigientes del sector de la energía nucleados en FeTIA. Allí, alrededor de 250 sindicalistas de 45 países de todo el mundo aprobaron un plan de acción para los próximos cuatro años. Los representantes de FeTIA, a su vez, quieren establecer lazos con sindicatos de América Latina y el Caribe. El objetivo es plantear una estrategia en bloque con los países de la región.

 

Durante la Conferencia, que fuera organizada por FITAG-UGT e Industria-CC.OO, dos organizaciones afiliadas a IndustriALL, se trataron ampliamente los cinco objetivos estratégicos que fueron aprobados por el Comité Ejecutivo de Industriall. Por otra parte, los delegados informaron sobre la delicada situación de los trabajadores que se registra en los cinco continentes del mundo, donde los sindicalistas del sector se ven gravemente perjudicados por el trabajo precario, liberalización agresiva, trabajo inseguro y represión ejercida contra los sindicatos.

Marcelo Estévez, dirigente del sector nuclear y José Correa, de APAY, estuvieron en Madrid y representaron a la FeTIA y al sector de la energía en general. Respecto de estas participaciones, Estevéz afirmó que “se han podido plantear las distintas realidades de América Latina, no solamente con respecto a la realidad energética sino en el contexto político de gobiernos democráticos, populares y nacionales que van en la dirección de recuperar las áreas estratégicas del Estado, en este caso de la energía”, expresó el dirigente.

Para Correa se pudo avanzar en el aspecto relacional con todos los sectores energéticos de los países que hoy conforman IndustriAll. “A nosotros nos interesa especialmente estrechar el vínculo con los compañeros de Latinoamérica y el Caribe, es una asignatura pendiente que tenemos hace tiempo, y creo que este es un inicio, que este encuentro sirvió para eso”.

El planteo de los dirigentes tiene que ver con la necesidad de que lo que se debatió en este encuentro se traduzca en acciones concretas y conjuntas en forma regional, con países tanto de América Latina como del archipiélago no hispano parlante que se ubica en la zona del Caribe, además de México y Colombia, que en este momento están viviendo situaciones específicas de neoliberalismo. Esos países precisan que el apoyo no quede en el plano simbólico, y ambos representantes coinciden en que la mejor estrategia es avanzar en un bloque regional.

En la Conferencia, además, se propuso analizar y desarrollar políticas energéticas progresistas que puedan tomar plenamente en cuenta los intereses de los trabajadores que se enfrentan a cambios rápidos en las políticas y estructuras nacionales en el campo de la energía, procurando que los cambios se gestionen a través de un proceso de «transición justa».

Además del plan de acción, la Conferencia aprobó por unanimidad cinco resoluciones de emergencia: ofrecer solidaridad urgente y apoyo a los miembros de la Utility Workers Union of America (UWUA), víctimas de agresión por parte de FirstEnergy en EE.UU.; apoyar a una dirigente sindical de Irak que se ha constituido en gran inspiración para los demás, quien ha recibido amenazas de muerte contra su familia; se apoyó una resolución sobre Indonesia, donde la administración de Pertamina, sin tomar en cuenta un fallo judicial al respecto, actúa con impunidad al reprimir a los trabajadores por realizar campañas de sindicalización; también se apoyó una resolución respecto a Australia, donde la gran empresa petrolera Chevron está tratando de destruir el sindicato MUA; y, por último, se decidió manifestar solidaridad con el Sindicato Mexicano de Electricistas.

Los participantes también recibieron con agrado la estrecha cooperación de IndustriALL en el sector energético con otros sindicatos mundiales hermanos, la ISP y la ITF, con el fin de promover alianzas en la cadena de suministro. Además, eligieron a nuevos copresidentes del sector, de acuerdo con la nueva política de IndustriALL que señala que cada sector industrial debe ser presidido conjuntamente por una mujer y un hombre. Los nuevos copresidentes del sector energético son Apsorn Krissanasmit, de Tailandia, y Leif Sande, de Noruega.

La participación de Correa y Estévez como dirigentes del sector energético en esta Conferencia es fundamental y estratégico para la FeTIA, porque la ubica en el marco de una Unión Global de Sindicatos, en lo que respecta al sector de la energía, y comienza a ser reconocida y ganarse el respeto en los foros internacionales. La FeTIA, entonces, está presente en los eventos internacionales donde están los sindicatos más grandes del mundo, discutiendo con las multinacionales más grandes del mundo.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *