En línea con lo que manifestó el ministro de Economía, Martín Guzmán, Pedro Wasiejko, secretario General de la FeTIA y de Interior de la CTA-T, señaló que es imprescindible que los salarios recuperen poder adquisitivo frente a la inflación y celebró que el titular de la cartera de Hacienda convoque a gremios y empresarios para avanzar en este sentido.

 

En ese marco Wasiejko señaló: “Estamos totalmente convencidos que es necesario el diálogo social y un pacto que permita el crecimiento real del salario por sobre la inflación”.  Y agregó que “la negociación colectiva tendría que tener pautas muy claras con respecto a ese objetivo. Se tiene que cumplir con lo que ya hemos planteado en anteriores ocasiones: es necesario que haya acuerdos paritarios largos o plurianuales y que incluyan cláusulas de ajuste contra inflación que sean, como mínimo, bimestrales para que no se produzca un atraso del salario con respecto al valor de la inflación. Este es un punto muy importante ya que debe quedar claro en el mundo de las relaciones de trabajo que esto es así y debe ser así, de modo que la preocupación del sector empresario sea mejorar la productividad y reducir los costos, pero no a expensas del salario o de lograr la competitividad a través de una devaluación”.

Por otra parte, Wasiejko sostuvo que “no podemos plantear la situación salarial como un absoluto. Tenemos sectores que podrían tener incrementos muy superiores al índice de inflación porque las empresas están en condiciones de pagar esos salarios. El sector minero, el sector de los commodities, de las exportaciones agrícolas ganaderas, alguno ligado al sector de la biotecnología, y la producción de medicamentos, por ejemplo. Hay otros sectores que tienen que acomodarse a una política macroeconómica que lleve al crecimiento del salario por arriba de la inflación, son los sectores ligados a la alimentación, a la industria, a la energía, que es una parte importante de la generación de empleo”.

“También hay otros sectores, fundamentalmente los informales, los cuentapropistas, los compañeros manteros, los que viven de la changa. Ellos han sido gravemente afectados y los paliativos que dio el Estado durante el año 2020 fueron importantes pero insuficientes. Sobre este colectivo tendría que desarrollarse otra estrategia de acompañamiento, por ahí con apalancamiento de Estado, para poder mantener el poder adquisitivo de los trabajadores”, completó Wasiejko.

En ese marco el titular de la Fetia sostuvo que el diálogo social y los acuerdos tripartitos son fundamentales pero que también es necesario el avance en las cuestiones que tienen que ver con la democratización en lugares de trabajo. “Esto implica la participación en las ganancias, la participación en las direcciones de las grandes empresas y la co-gestión para el desarrollo del modelo productivo que se plantea a nivel de planta. Estas herramientas son claves para poder tener un resultado y hay que buscar las instalar estas mejoras donde ya pueden hacerse y no destruir esta posibilidad particular donde avanzar por una  situación en general”, explicó.

Por último y retomando las declaraciones de Guzmán en relación a la necesidad de trabajar en acuerdos con empresarios y sindicalistas, Wasiejko aseguró: “Estamos convencidos que la visión que plantea el Ministro como hipótesis es un camino razonable a emprender y al cual nosotros acompañaremos con toda nuestra fuerza, experiencia y capacidad”.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *