Una multitudinaria movilización de mujeres y disidencias tuvo lugar en el marco del Día Internacional de las Trabajadoras.

 

La columna del bloque sindical reunió a compañeres de la CTA de lxs Trabajadorxs, la CTA Autónoma, la Corriente Federal de lxs Trabajadorxs, la CGTRA, la Confederación Nacional de Cooperativas de Trabajo, la Unión de Trabajadorxs de la Economía Popular y la Corriente Clasista y Combativa.

La bandera de arrastre llevaba las consignas del Paro Feminista 2020, en el marco del Día Internacional de las Mujeres y Disidencias: «Trabajadoras somos todas» y «La deuda es nosotras y nosotres». Otra de las proclamas que espera ser concretada este año es la que pide por la Legalización de la Interrupción Voluntaria del Embarazo: «Será Ley».

Con brillantina verde y violeta en sus rostros, los pañuelos de la Campaña por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito enrollado en sus muñecas y/o atado como vincha en la cabeza o alrededor del cuello, las compañeras cantaron y gritaron al unísono: «Entiendan, no hay otra, la deuda es con nosotras» y «Unidad de las trabajadoras y al que no le gusta que se joda, que se joda». »

En un clima de algarabía, sonrisas y abrazos, también hubo lágrimas por las pibas que faltan, asesinadas por la violencia machista o muertas en abortos clandestinos. Con la certeza, sin embargo, de que al movimiento feminista lo estamos haciendo fuerte y sororo, también se escuchó: «Abajo el patriarcado, se va a caer. Arriba el feminismo, que va a vencer» y «Alerta que caminan mujeres feministas por América latina. Se cuidan los machistas, América latina va a ser toda feminista».

Durante la jornada de lucha, también se pidió por la plena implementación de la Ley de Educación Sexual Integral en todas las escuelas del país y por la aprobación de la Ley de Cupo Laboral Trans, que fue por ahora únicamente reglamentada en la provincia de Buenos Aires y que lleva el nombre de su principal impulsora, Amancay Diana Sacayán, quien fue asesinada por la violencia de odio o transfobia en octubre de 2015. Las trabajadoras sexuales también marcharon contra la precarización de las mujeres lesbianas, travestis y trans.

De la mano de las demandas de los distintos gremios se reclamó además por la aplicación efectiva de la Ley Micaela en todos los niveles del Estado pero también en los sindicatos, por la paridad sindical en todos los ámbitos de representación y por feministas en las paritarias. Exigieron también un nuevo régimen de licencias con perspectiva de género y protocolos de actuación de violencia de género.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Testimonios de algunas de las compañeras de los distintos gremios que integran la CTA de lxs Trabajadorxs:

Yamile Socolovsky, secretaria de Formación, Investigación, Proyectos y Estadísticas de la CTA y Relaciones Internacionales de CONADU
“Estamos parando una vez más para hacer visible lo invisible, para conmemorar el 8 de Marzo como Día Internacional de las Mujeres Trabajadoras que continuamos luchando por nuestros derechos y también para hacer visible que hemos avanzado. Hoy estamos marchando en unidad, en un bloque sindical que hemos construido en estos años de resistencia que nos permitió organizarnos para pelear contra las políticas del gobierno neoliberal. Esto nos ha permitido avanzar, hoy tener ministerio, tener nuestras demandas como parte de las políticas públicas, pero sabemos que debemos estar movilizadas, organizadas y unidas para garantizar que esos avances se conviertan en conquistas”.

Roxana ‘Polaca’ Rogalski, dirigenta de UTE-CTERA
“Hoy en el marco del 8 de Marzo, Día Internacional de las Mujeres Trabajadoras, las intersindicales de todo el país decimos: Basta al ajuste, Trabajadoras Somos Todas, Vivas, Libres y Desendeudadas nos queremos. Desde la Ctera además profundizamos en el derecho a la educación sexual para decidir. En esta nueva etapa de un gobierno nacional y popular con el anuncio del Presidente de la Nación respecto al Convenio 190, respecto a la ley del aborto y al programa de educación de género y educación sexual integral nosotras nos ponemos de pie, como lo hicimos históricamente las mujeres sindicalistas para decir basta. Somos mujeres trabajadoras, exigimos se garanticen todos nuestros derechos”.

Remigia Cáceres, secretaria de Discapacidad de la CTA
“Hoy marchamos para conmemorar la historia de las mujeres. Lo que ellas escribieron nosotras lo estamos trazando. Hubo muchas violaciones de derechos feministas, más que nada y reivindicamos este año nuevamente. Obviamente que con este nuevo gobierno feminista y popular vamos a seguir luchando por los derechos que aún nos faltan”.

Mónica Ameneiros, secretaria de Género de la APA
“Otro 8 de Marzo, Día de la Mujer Trabajadora, esta columna sindical marcha por las banderas de la Justicia Social. Sin igualdad de género no hay Justicia Social. Marchamos por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito. No nos maten. Nos están matando. Contra el patriarcado y el machismo. Por todo esto marchamos”.

María Reigada, senadora y dirigenta del SUTEBA y CTA provincia de Buenos Aires
“Paramos por muchas cosas. Creo que hoy lo que nos convoca es la alta tasa de femicidios que tenemos en nuestro país. A pesar de todas nuestras movilizaciones, nuestras denuncias, esa tasa no baja, pero la verdad porque estamos organizadas. En un punto hemos recorrido un camino muy largo que nos lleva a haber logrado el Ministerio de las Mujeres y de las políticas de Género y Diversidad tanto en la Nación como en la provincia. Las mujeres organizadas, las mujeres trabajadoras, estamos peleando por garantizar más derechos, por un país con mayor igualdad y no queremos nunca más la violencia de género”.

María Laura Torre, secretaria adjunta del SUTEBA
“Volvemos a parar pero fundamentalmente a marchar. Estamos nuevamente en las calles. Hoy paramos y marchamos nuevamente las mujeres y volvemos a decir Ni Una Menos otra vez, en un contexto terrible. Ayer un femicidio más. Todos los días nos matan una compañera y volvemos a decir Nunca Más un femicidio, pero también Todas Somos Trabajadoras. Estamos en la calle para decir que en cada una de nuestras escuelas la ley se tiene que respetar, que cumplir. ESI en todas las escuelas del país como forma de formación y capacitación permanente para lxs futurxs trabajadorxs de la educación pero también para quienes estamos hoy en actividad. Marchamos y paramos porque queremos visibilizar y decir otra vez Ni Una Menos”.

Karina Nicoletta, secretaria de Género de AGTSyP-Subtes
“Hoy paramos en el Cuarto Paro Internacional de Mujeres en primer lugar, lo hacemos en el marco del Día Internacional de las Mujeres Trabajadoras. Volvemos a ocupar las calles como lo venimos haciendo en los últimos años porque la deuda es con nosotras, con las mujeres, con las disidencias, con la deuda que ha dejado el gobierno anterior que ha saqueado a los sectores populares, a los sectores del trabajo. Las mujeres salimos a la calle para levantar nuestras reivindicaciones y para decir que Vivas, Libres y Desendeudadas nos queremos”.

Georgina Orellano, secretaria general de AMMAR
“Las trabajadoras sexuales, como parte de la clase trabajadora, marchamos porque entendemos que la deuda es con nosotras y precariza nuestra vida. La precarización laboral que padecen las trabajadoras lesbianas, travestis y trans, es algo que el Estado tiene que resolver, porque nuestra vida vale menos. Los femicidios van en aumento, las políticas públicas no tienen todavía una mirada de incluir a los sectores laborales, por eso pedimos derechos para las trabadoras sexuales y una mirada a nuestro sector. Que el feminismo sea con todas. El 25 de marzo cumplimos 25 años y lo estamos preparando muy contentas. Veinticinco años demuestran la organización sindical que tenemos como movimiento y se da básicamente en un contexto en el cual se ha instalado la discusión del trabajo sexual”.

Agustina Panissa, secretaria general adjunta de ATE Capital
“Es una oportunidad para seguir apostando a la unidad sindical feminista que no solo logró ponerle fin al ciclo neoliberal sino que ahora sigue siendo clave para poner en el centro de la agenda la discusión por el trabajo en un marco de un modelo de crecimiento y reconstrucción del Estado y de nuestro país. Por eso nosotras, que movemos el mundo, esta vez paramos por el aborto legal, seguro y gratuito, por la aplicación efectiva de la Ley Micaela en todos los niveles del Estado pero también en nuestros sindicatos, por la paridad sindical en todos los ámbitos de representación y por feministas en nuestras paritarias. También exigimos un nuevo régimen de licencias que tenga perspectiva de género, vamos por el cupo laboral travesti trans, por protocolos de actuación de violencia de género, porque sin igualdad de géneros no hay justicia social”.

 

(Fuente: CTA)

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *